Blog

image

La vida es como un recorrido en tren, tiene varias paradas y cada una de ellas diferentes.

Hay paradas importantes, las grandes ciudades con más destinos, o cuando la vida te obliga a parar y decidir tu camino.

Paradas en pequeños pueblos o pedanias que no esperabas conocer, o cuando hay un cambio inesperado o se presenta una oportunidad.

Paradas famosas o muy conocidas, las paradas que todos tenemos que hacer en la vida.

Y hay paradas imprevistas, las provocadas por averias o fallos externos que obligan a parar cuando no quieres hacerlo.

Lo importante de cada parada, es pensar en el siguiente recorrido, en la próxima estación y lo que vamos hacer hasta entonces!

Sigo en el tren… camino de Sevilla, próxima parada… Dos Hermanas!